Tráfico | T 83° H 51%

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

Un muerto y 216 heridos en los disturbios de ayer en Egipto

KINT News
02/09/2013 5:07 AM
Actualizada: 02/09/2013 8:45 AM

El Cairo, 9 feb (EFE).- Una persona murió y otras 216 resultaron heridas en los disturbios registrados ayer en El Cairo y localidades del norte de Egipto, según las últimas cifras facilitadas hoy por el Ministerio de Sanidad.

El portavoz de este departamento, Ahmed Omar, precisó en declaraciones recogidas por la agencia estatal de noticias Mena que la persona que falleció se encontraba en los alrededores del palacio presidencial de la capital egipcia y que hasta ahora no ha podido ser identificada.

Solo en esa zona catorce personas sufrieron lesiones, mientras que en la ciudad de Tanta, capital de la provincia de Al Garbiya, el número de heridos se elevó a 164.

Tanta volvió hoy a la tranquilidad, después de los duros enfrentamientos de más de trece horas entre manifestantes y agentes.

Allí los manifestantes intentaron entrar en las dependencias de la Dirección de Seguridad local, una comisaría y la sede de la Gobernación, al tiempo que bloquearon carreteras e interrumpieron el tráfico de vehículos, según la agencia.

Los enfrentamientos también se sucedieron en la ciudad portuaria de Alejandría, la segunda del país, y en otras localidades del delta del Nilo.

Al menos 93 personas fueron detenidas por su supuesta implicación en esos sucesos, señalaron fuentes del Ministerio del Interior.

Miles de personas volvieron ayer a salir a las calles en El Cairo y varias provincias de Egipto para exigir que el presidente del país, Mohamed Mursi, abandone el poder y se haga justicia tras la muerte de manifestantes en los últimos disturbios.

En la capital, los opositores llegaron en distintas marchas a la emblemática plaza de Tahrir, que durante la jornada se mantuvo en calma, y a las cercanías del Palacio Presidencial.

En ese último lugar ya se sucedieron el pasado fin de semana choques entre jóvenes y fuerzas del orden egipcias en los que murieron al menos dos personas y cientos resultaron heridas, dentro de una ola de violencia que días antes se había cobrado la vida de más de cincuenta personas.