Tráfico | T 85° H 37% | Powered by Yahoo! Weather

Sin categoría

Noticias | Sin categoría

El centroderecha pide que no declaren un ganador de las elecciones italianas

KINT News
02/25/2013 5:21 PM
Actualizada: 02/25/2013 11:26 PM

Roma, 26 feb (EFE).- La coalición de centroderecha que lidera el ex primer ministro italiano Silvio Berlusconi pidió hoy al Ministerio del Interior que no declare un ganador en las elecciones generales celebradas este domingo y lunes, dado lo ajustado en porcentaje y número de votos con el centroizquierda.

En una comparecencia de prensa en Roma, el exministro de Justicia Angelino Alfano, secretario político del Pueblo de la Libertad (PDL) de Berlusconi, aseguró que los resultados del Ministerio de Interior que llegan casi al 100 % de lo escrutado en Italia son solo “oficiosos” y “sujetos inevitablemente a un margen de error”.

Los datos facilitados por el Ministerio del Interior “son solo datos oficiosos que se recogen con métodos empíricos sujetos inevitablemente a un margen de error. Aunque tal margen es muy contenido, es ciertamente superior a la diferencia de votos, de verdad, mínima, que se registra en este momento entre las dos primeras coaliciones de la Cámara de los Diputados”.

“En estas condiciones, como siempre ocurre en Estados Unidos, la autoridad que se encarga de la difusión de los datos oficiosos no puede hacer otra cosa que declarar el ‘too close to call’, es decir la imposibilidad de declarar al vencedor considerada la diferencia irrisoria de votos a nivel de porcentaje y en términos absolutos”, añadió.

En este sentido, Alfano recalcó que solo las oficinas centrales de las circunscripciones y la oficina central electoral del Tribunal Supremo “podrán calcular con certeza (…) la coalición que ha obtenido de forma efectiva el mayor número de votos para proceder a asignar el premio de mayoría nacional”.

Esta exigencia de la coalición de Berlusconi llega después de que con la práctica totalidad del voto escrutado en territorio italiano en la Cámara Baja solo existan 0,39 puntos de diferencia entre el porcentaje de voto del centroizquierda, ganador con un 29,56 % (10.009.767 votos), y el del centroderecha, segundo con un 29,17 % (9.879.752 votos).

Esta cuestión es clave, pues el sistema electoral italiano, que finalmente no se pudo modificar antes de que terminara la pasada legislatura, prevé la atribución de una serie de escaños extra, en concepto de premio por mayoría, a la coalición que obtiene el mayor número de votos.

Este premio de mayoría beneficia, sin embargo, al centroderecha en el Senado, que arroja un escenario sin mayoría clara, aunque con más votos del centroizquierda, pero donde estos escaños extras se reparten región por región, siendo clave el resultado de la populosa Lombardía (norte), habitual caladero de votos conservadores.

Ante la petición del centroderecha, Nico Stumpo, responsable de organización del Partido Demócrata (PD), principal formación de la coalición de centroizquierda, exhortó a Alfano a no “exasperar el clima negando la realidad”, que es que ellos han obtenido más votos en la Cámara de Diputados y en el Senado.